Puig de Galatzó nocturna

El Galatzó es mi pico favorito de Mallorca, así que en cuanto me propusieron subir bien entrada la tarde y volver de noche enseguida acepté.

Lo extraño de la ruta es que la hicimos un viernes, pero al ser por la tarde y salir de trabajar temprano no había problema.

Empezamos en la Font des Pi, y seguimos el camino habitual que nos lleva hasta la torre de vigilancia de incendios y al Coll des Carnisseret, una vez pasado hay una fita grande y dos opciones de camino: de frente que es el trayecto habitual y está muy bien marcado, o a la izquierda, que es una ruta menos transitada y por ende no está tan bien señalizada. Nosotros elegimos la segunda opción.

IMG_1784

Por este lado la ruta es bastante más complicada no sólo por la escasez de hitos, sino porque es muy rocosa, empinada, hay mucho carrizo y varios pasos estrechos y elevados, tanto que casi se escala (muchas veces hay que agarrarse bien con las manos). Tenemos que seguir las pocas marcas que vemos dejando el Galatzó a nuestra derecha, nos sirve como referencia. Pasamos por una arista pegados a la pared, la maleza nos sirve de agarre, pasamos por varias chimeneas hasta que llegamos a una gran roca encajada en una chimenea, es lo que se conoce como el Pas de s’Encletxa, pasamos por el agujero y continuamos hasta una gran roca con forma de techo, después llegamos al rellano previo a la cima, y unos metros más arriba alcanzamos el vértice geodésico (1.026 m.).

IMG_1790

Realizamos la bajada por el lado opuesto, es la ruta habitual. Simplemente hay que seguir los hitos que llevan hasta los restos de una caseta de vigilancia. Una vez allí y con el pico a nuestra espalda, debemos coger a la derecha, tras unos minutos pasamos una rosaguera y un poco más tarde llegamos al hito grande en el que habíamos girado a la izquierda para ascender. A partir de aquí el camino es el mismo hasta la Font des Pi.

IMG_1794

En cuanto a los datos técnicos, tardamos un poco menos de 4 horas, contando las paradas para beber, realizar los pasos más complicados y unos 30 minutos para comer; por lo que considero que la hicimos a un buen ritmo.

La ruta me ha encantado, no la conocía aunque sabía de su existencia. Lo que no me ha gustado es que algunos de los acompañantes tiraron restos de comida para alimentar a las cabras, desgraciadamente éste es un pensamiento generalizado.

Nota: Respetemos siempre la Naturaleza y la propiedad privada, y no dejemos ningún rastro de nuestro paso.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Deportes y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s